Prisión para cuatro directivos de TeleSierra

05 marzo, 2005 - SatCesc

El juez de Colmenar Viejo encargado del caso decreta el ingreso en prisión de los cuatro directivos de TeleSierra detenidos por una presunta estafa a los espectadores que llamaban a un concurso televisivo.

El ingreso en prisión de los cuatro implicados se pospuso en espera de que el forense determinara si había causa justificada para que los acusados no ingresaran en prisión, como pedían, por razones de salud.

Los implicados en el asunto que han ingresado en prisión son el matrimonio formado por Rodrigo del Campo y Rosario C.Z. y sus hijos Recaredo y Rosario, responsables del canal televisivo TeleSierra, que puede ser captado a través del satélite Hot Bird (13º Este), cuya programación reemiten Max Local y Movida Local en Hispasat (30º Oeste).

Los televidentes supuestamente estafados llamaban a TeleSierra, a números de tarifa adicional (806), para participar en un concurso en el que tenían que responder a preguntas muy elementales para conseguir un premio, pero tras permanecer en espera hasta el máximo legal de media hora, quedaba interrumpida la comunicación sin que hubieran podido entrar en directo.

telesierra

Los cuatro directivos de la productora fueron detenidos el pasado martes por una presunta estafa, uno de ellos ingresó en prisión y tres de ellos quedaron en libertad por motivos de salud, pero todos ellos volvieron el viernes a disposición judicial para declarar ante el juez después de que se descubrieran nuevos activos patrimoniales y financieros.

Ante este hallazgo, los investigadores bloquearon las cuentas de los arrestados y comunicaron al juez de Colmenar encargado del caso de los nuevos activos, además de sus sospechas de que éstos pudieran eludir la acción de la Justicia.

Así, y tras citarlos de nuevo, el juez decidió esta noche ratificar el ingreso en prisión de Recaredo del Campo C., y ordenar el ingreso en prisión de Rosario del Campo C., Rosario C.Z. y Rodrigo del Campo.

Las investigaciones de la Guardia Civil han puesto de manifiesto que la productora podría haberse beneficiado diariamente de unos 60.000 euros de 70.000 minutos de tarifa telefónica.

La operación se inició tras las denuncia interpuesta por la OCU el pasado 18 de octubre, después de recibir más de cien reclamaciones de concursantes defraudados. La denuncia de la OCU en las dependencias de la Guardia Civil se presentó contra la productora del concurso, que cuenta con tres televisiones locales en las que se emitía el concurso, que también era comercializado a otras cadenas extendidas por el territorio nacional y que no eran conscientes de la ilegalidad de los hechos.



Compartir con:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

+ 84 = 92


En este sitio no aceptamos el uso de AdBlock, tendrás que deshabilitarlo para ver el contenido.