Más de siete millones de personas consultan a diario el teletexto en España

23 julio, 2011 - SatCesc

En 1988 supuso una revolución tecnológica a la que sólo tenían acceso unos pocos, los aficionados a las entonces nuevas tecnologías, que adquirieron un descodificador externo a su televisor para poder consultar… el teletexto.

No fue hasta 1992 cuando los fabricantes de televisores llegaron a un acuerdo para integrar el descodificador de teletexto en el propio televisor. Este servicio sencillo, cuatricolor y cuadriculado es, 23 años después de su llegada a España, considerado como el primer periódico electrónico.

Aunque a los usuarios más afines a la revolución de Internet pueda parecerles algo del pasado, lo cierto es que este servicio, pionero en la inmediatez de la información, aún tiene una gran aceptación entre la población. Sin embargo, es difícil decir con exactitud cuantas consultas recibe este servicio, porque las empresas de medición le dedican poca atención.

Sí sabemos que España es uno de los países europeos que más utiliza el teletexto. Se estima que el 16% de los españoles, es decir, unos 7 millones y medio de personas, consultan diariamente el servicio, según datos facilitados por TVE. Y es que es la cadena pública es la que más visitas registra a las páginas de colores de este entrañable servicio, con cerca de 3,5 millones de visitas diarias.

Antena 3 estima que su teletexto tiene unos dos millones de usuarios diarios y Telecinco, con datos de 2009, los últimos disponibles, unas 687.000 consultas diarias.
Pero, ¿son los más mayores los que aún usan este medio con aspecto arcaico? No

A la hora de establecer el perfil del usuario tipo del teletexto, la diferencia entre hombres y mujeres es mínima, a favor muy ligeramente de los primeros, si nos basamos en los datos de que dispone TVE. El grupo de edad que más usa el teletexto tiene entre 25 y 34 años (el 70% de los usuarios están comprendidos entre los 15 y los 44 años) y viven en poblaciones entre 100.000 y 500.000 habitantes. Es decir, son prioritariamente jóvenes urbanos que compatibilizan el uso de este servicio con otras fuentes de información.

Los usuarios tienen muy claro por qué priman este servicio sobre otros, como Internet, su gran competidor: por la facilidad de búsqueda, la variedad, la claridad y la extensión de los contenidos, según los estudios cualitativos realizados por RTVE.
Para qué lo usamos

La principal función del “txt”, su abreviatura más usada en los mandos a distancia, el uso mayoritario que le dan los usuarios es, precisamente, referido a la propia televisión, pues es la programación lo que más se consulta. Detrás están los resultados deportivos, las loterías y sorteos, las noticias nacionales e internacionales, el tiempo, y después, el ocio y la cultura.

Sin embargo, este servicio, que nació en los años 70 en Gran Bretaña, ante la necesidad de hacer accesibles las emisiones de televisión para las personas sordas, tiene ahora ante sí una gran competencia con la llegada de nuevos soportes de información.

Pero aunque su aspecto no ha cambiado demasiado con el paso de los años (quizá sea esa la clave de su éxito), ha superado la primera de las pruebas tecnológicas a las que se ha enfrentado: la TDT. La televisión digital asumió sin problemas el teletexto.
El futuro del servicio

“Todas las cadenas incluyeron sin dudar el teletexto tradicional en los canales digitales”, asegura Paco Sierra, director de contenidos de Antena 3 multimedia, que hace ver que el teletexto es “el método interactivo más puro y más sencillo que han tenido los españoles”.

Quizá por eso esta utilidad está también presente en las redes sociales, donde la mayoría de las cadenas tienen abiertos perfiles muy activos de sus respectivos teletextos. Y no es de extrañar porque hoy en día la mayoría de las personas que trabajan en la confección del teletexto compaginan su labor con la de redacción en Internet.

“Los contenidos de informativos se elaboran con la redacción de ATLAS (agencia de noticias) y la de entretenimiento con la redacción multimedia”, explican desde Telecinco. En Antena 3 el equipo que trabaja para el teletexto “está integrado en el servicio multimedia, con cinco redactores que lo compatibilizan con Internet”, explica Sierra.

Si no ha cambiado en todos estos años, si mantiene su aspecto pixelado y sencillo es porque los datos se envían al televisor junto con la señal de televisión, lo que limita la cantidad de información que se puede enviar. Pero no se debe pensar que el teletexto es una cosa del pasado que resiste en el presente: le espera un brillante futuro, adaptándose a la oleada multimedia.

“Con los nuevos SmartTV, ‘televisores inteligentes’ conectados a Internet, podremos disfrutar de un teletexto digital que incorporará fotos e incluso pequeños vídeos, es decir, que como marcan los tiempos será plenamente multimedia”, augura José Díaz, subdirector de Subtitulado y Teletexto de RTVE.

Un teletexto intermedio, entre el tradicional y el futuro existe ya, aunque es minoritario por una cuestión de descodificadores de TDT. Apenas se han vendido en España descodificadores con sistema MHP (Plataforma Multimedia) para la TDT interactiva, que incluye una suerte de teletexto digital.

20 Minutos

Compartir con:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 + 1 =


En este sitio no aceptamos el uso de AdBlock, tendrás que deshabilitarlo para ver el contenido.