Se rebajan las penas por piratear la señal de Digital+ en Menorca

13 diciembre, 2016 - SatCesc

Un acuerdo de conformidad y penas de seis meses de prisión y otros seis meses de multa, a razón de 2 euros al día, además del pago de una indemnización de 30.000 euros a la distribuidora de televisión digital.

Esta es la sentencia tras el juicio celebrado este martes a un ciudadano de Menorca acusado de piratear la señal de televisión de la desaparecida plataforma Digital+ y comercializarla con otras personas de su entorno para obtener un beneficio ilícito.

El inculpado ha sido juzgado de un delito que se tipifica como continuado relativo al mercado y a los consumidores, según la calificación del ministerio fiscal. Se solicitaba inicialmente una condena de dos años de prisión y una multa de 24 meses a razón de 6 euros de cuota diaria, según informa menorca.info.

Durante un año y cuatro meses, entre 2.012 y 2.014, el acusado organizó una infraestructura para el cobro de las cantidades a las personas a las que ofreció la señal pirata de la plataforma televisiva.

Utilizó el equipo informático del que disponía en su propio domicilio para diseñar y ejecutar un programa con el que podía distribuir la señal recibida de Digital+ a cuantas personas estuvieran interesadas en conectarse a su descodificador. Lo hacía previo pago de una cantidad de dinero que variaba en función de la duración del compromiso adquirido.

Las tarifas que implantó partían de los 10 euros, si era solo para un mes, 20 euros por tres meses de conexión, 50 euros por 6 meses y 80 euros durante un año completo. Toda la infraestructura y la distribución de la señal a sus clientes la realizó sin el consentimiento de la plataforma.


Según la denuncia presentada por DTS, distribuidora de Televisión Digital SA, en Menorca, los perjuicios económicos que le causó este procedimiento fraudulento ascendieron a un total de 23.730 euros.

Una vez descubierta por la compañía la práctica ilegal del acusado, éste fue detenido por la Policía Nacional el 21 de febrero de 2014 y pasó dos días en los calabozos de la Comisaría hasta que fue puesto a disposición judicial y quedó en libertad con cargos, pendiente de juicio.



Deja un comentario