21 julio, 2021 - SatCesc

Conclusiones de la Eurocopa y la Copa América

Balance de las dos competiciones continentales por selecciones nacionales

La Eurocopa y la Copa América han significado el gran atractivo futbolístico durante junio y julio. Dos citas que se han jugado de forma paralela y que han tenido un gran seguimiento en la casa de apuestas deportivas online. Argentina e Italia se han proclamado campeonas, si bien las dos citas dejan muchas conclusiones a 18 meses de la disputa del Mundial de Qatar.

El primer apunte importante que evidencian ambos torneos es que no hay favoritos para Qatar. Si Francia era la principal selección candidata a ganar la Eurocopa y, por tanto, un claro aspirante a llegar lejos en la próxima Copa del Mundo, su vitola de favorita se perdió tras su eliminación en octavos de final ante Suiza, en una tanda de penaltis donde falló su estrella Kylian Mbappé. No ha sido la única sorpresa del campeonato europeo. Junto al combinado francés, Bélgica, Inglaterra y Portugal, por este orden, lideraban las cuotas a campeón de las principales casas de apuestas. Solo uno de ellos, el equipo inglés, se clasificó para las semifinales. Finalmente, perdió la final frente a Italia en un partido dominado por el combinado italiano que se resolvió en la tanda de penaltis. A esta pérdida de la posición de los favoritos se suma la aparición con fuerza de selecciones que, en el inicio del torneo, no estaban en los pronósticos. Es el caso de España, que ha dejado una buena sensación y ha ganado confianza de cara a Qatar; o Italia, campeona de Europa pese a que no disputó el pasado Mundial de Rusia.

La Copa América, por su parte, ha vivido la final esperada entre Brasil y Argentina; si bien el camino no ha sido fácil para los argentinos. El portero Emiliano Martínez fue el héroe en semifinales, al detener tres penas máximas ante Colombia. Leo Messi consiguió su primer título con la Albiceleste tras superar en Maracaná a Brasil gracias a un solitario gol de Di María. El resto de selecciones han ofrecido una imagen discreta, como Chile, Uruguay o Colombia.

Jugadores destacados

La Eurocopa ha puesto sobre la mesa del fútbol mundial nombres de futbolistas que llegaban a la cita sin hacer ruido. Federico Chiesa, cedido la pasada temporada por la Juventus a la Fiorentina, ha sido clave en el título de la Selección Italiana. Su gran nivel ofrecido en semifinales ante España y en la final, en la que se retiró lesionado, han sido actuaciones determinantes para que su equipo levantara el título. El mejor jugador del torneo es, precisamente, italiano y tiene el apellido Donnarumma. El portero fue el héroe en los dos últimos partidos de su escuadra y se merece el galardón a MVP de la Euro. Una actuación que le encumbra a las altas esferas del fútbol.

Ambos han estado en el once ideal del torneo, al igual que el defensor inglés Harry Maguire; otro de los futbolistas destacados que ha ganado enteros en este campeonato y que se presenta como un jugador clave de cara a la próxima cita mundialista. La Selección Española aferra, parte de sus opciones en dicho torneo, a la calidad de Pedri, también seleccionado como uno de los mejores centrocampistas.

En el torneo sudamericano, además del portero argentino Emiliano Martínez, otros futbolistas han sido protagonista pese a que no estaban en la quinielas. El delantero peruano Lapadula y el colombiano Luis Díaz han visto subir considerablemente su valor y tratarán de meter a sus selecciones en Qatar.

¿Y los cracks?

Ha habido de todo, aunque hay un denominador común: los cracks no han brillado, en líneas generales, como se esperaba. Es evidente que solo gana uno, pero en la derrota también se puede destacar. Messi ha ganado mucha confianza con su primera victoria con la selección argentina absoluta, además de por su buen rendimiento. A Neymar solo le ha faltado la guinda de campeonar, pero su buen torneo queda manchado por una final discreta.

En la Euro, pocas estrellas han brillado. Los jugadores franceses han vivido los mayores fracasos, ejemplificados en el penalti fallado por Mbappé ante Suiza. Benzemá actuó con notable, pero su balance se queda corto, mientras que Griezmann no ha estado a la altura. En una situación similar están los jugadores belgas Kevin de Bruyne o Lukaku, cuyo rendimiento fue bueno hasta que llegó el momento decisivo. Su pobre actuación en los cuartos de final genera dudas de cara al Mundial. Cristiano Ronaldo no pudo avanzar más allá de los octavos de final, pero su sensación es distinta a la de otros líderes de equipos que fracasaron. El portugués se ha convertido en el máximo goleador de la historia de la Eurocopa y se ha mostrado como el capitán de garantías para su equipo. Tiene cuerda para Qatar. En Inglaterra, Harry Kane ha ido de menos a más, pero su final fue pobre, al igual que ocurre con Sterling. Todos ellos vivirán dentro de 18 meses una nueva oportunidad para triunfar con sus selecciones y para algunos de ellos será su último torneo internacional. 

Estadio

 

Te puede interesar