28 octubre, 2020 - SatCesc

Dos detenidos por vender decos pirata con IPTV y CCCam

Habrían obtenido un beneficio de 100.000 euros anuales

La Policía Nacional ha detenido en la localidad de madrileña de Daganzo de Arriba a dos personas que vendían decodificadores manipulados ilegalmente para acceder de forma gratuita a multitud de canales de televisión de pago.

Los arrestados publicaban sus servicios a través de múltiples páginas web en las que se anunciaban como servicio oficial de plataformas rumanas.

Las investigaciones se iniciaron a finales de 2019 cuando la Liga de Fútbol Profesional (LFP), como propietaria de los derechos de comercialización de los Campeonatos de Liga de Primera y Segunda División, presentó una denuncia por la venta de decodificadores ilegalmente manipulados para poder acceder de forma gratuita al contenido de plataformas de televisión de pago.

En ellos se podía visionar, entre otros contenidos, los partidos de fútbol que comercializa el denunciante. Una de las modalidades delictivas que utilizaba el principal investigado se denomina ‘cardsharing‘, un método por el cual los receptores independientes obtienen acceso simultáneo a una red de televisión de pago a través de una tarjeta de abonado legítima.

Esa tarjeta legítima está adjunta a un ordenador personal con conexión a Internet, configurado para facilitar la palabra de control descifrada (las claves) a los decodificadores manipulados que la soliciten.

De esa manera se decodificaba el servicio de televisión codificado de acceso condicional sin necesidad de estar abonados al mismo, como si cada decodificador tuviese su propia tarjeta de abonado legítima. Difundían de manera pública un contenido audiovisual protegido y vulnerando los derechos de propiedad intelectual.

Beneficio de 100.000 euros anuales

El beneficio económico obtenido, según la investigación, ascendería a más de 100.000 euros anuales, por lo que las ganancias totales obtenidas en los tres años que ha estado realizando su actividad ilícita serían de unos 320.000 euros.

La policía arrestó a los dos sospechosos como presuntos autores de delitos de estafa, contra los servicios de radiodifusión televisiva de carácter condicional y contra la propiedad intelectual.

En el registro fueron intervenidos casi 200 decodificadores, 2.400 euros en efectivo así como dos teléfonos móviles y una tablet que los detenidos utilizaban para publicitar sus servicios y mantener un registro de sus clientes.

También detectaron y desarticularon el taller que tenían en su domicilio para manipular de forma ilícita los decodificadores, interviniendo los pendrives donde almacenaban las listas que cargaban en los mismos.

Se el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu email no será publicado.


*


Te puede interesar